Manuel del Barrio se estrena en la novela contando su propia autoficción

‘No soy el primero ni el último que salta desde un séptimo piso’, de Manuel del Barrio y editada por El Desvelo, no es una novela al uso.

Desde su propio título apunta originalidad.

Y la tiene.

La historia, primera novela que publica su autor, narra la tragicómica relación de un hipocondríaco con su entorno.

Original, descarada, fresca… son algunos de los adjetivos con los que se puede definir ‘No soy el primero ni el último que salta desde un séptimo piso’, que retrata de forma muy natural la neurastenia de nuestro tiempo.

En realidad, Manuel del Barrio muestra aquí lo que pocos se atreverían a hacer.

Descubre su cara B, sus miserias.

Aunque pudiera parecer que Manuel del Barrio lleva una vida normal, con un buen trabajo, coche, piso, gato, portátil, seguro médico privado, videoconsola, amigos… no es verdad.

Manuel es obsesivo e hipocondríaco, tiene miedo de todo, sufre de ansiedad y no le encuentra sentido a nada.

En esta obra de autoficción, el autor profundiza en su mente y sus recuerdos para dejar salir esa voz que otros intentan acallar apuntándose a yoga o a body combat.

Emociones y debilidades

Dicen que no debemos mostrar nuestras emociones, nuestras debilidades, que hay que ser duros, firmes, vivir sin miedo, viajar mucho, tener mujer e hijos, madrugar, hipotecarse, tomar café, pero ¿qué pasa si no puedes? ¿Qué pasa si seguir el ritmo que para otros es normal, para ti es un suplicio? ¿Eres defectuoso? ¿No mereces respeto?

A través de esta obra, Manuel del Barrio ha aprendido que, al reconocerse y aceptarse con todas sus limitaciones, miedos y vulnerabilidades, puede seguir viviendo sin tener que saltar desde un séptimo piso.

Manuel teme a la muerte, pero a la vida también.

Obsesivo, hipocondríaco y con tendencia a la depresión, escribe todos sus recuerdos por recomendación de su psiquiatra.

Habla de sus padres, de sus novias, de sus dermatitis, de aquellos puntitos rojos que le salieron en el surco balanoprepucial.

Es un relato doloroso, pero también muy divertido. Escrito con un estilo sencillo y directo, de ritmo rápido, que engancha desde el primer párrafo, el autor cumple con su premisa de escribir, no para que sea bonito, sino para
que sea verdad.

Sobre el autor de ‘No soy el primero ni el último que salta desde un séptimo piso’

Manuel del Barrio Donaire, como poeta ha publicado Confesiones de un soltero autopoético (Point de Lunettes, 2009, Premio Nacional Princesa de Éboli, reeditado y ampliado en 2015 como Autopoético), Alguien que sea yo (Huacanamo, 2011), Un ojo izquierdo llamado Danilo T. Brown” (Lupercalia, 2012), Cirugía para quiste del epidídimo (Baile del Sol, 2013) y ¿Por qué hay un plato que gira dentro del microondas? (Ediciones Liliputienses,
2014).
No soy el primero ni el último que salta desde un séptimo piso (El Desvelo, 2018) es su primera novela. 

También puede interesarte la propuesta de Jesús Ortiz o la de Antonio Orihuela.

¿Te ha gustado? Compártelo
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies